CONADEH repudia delitos contra la vida: Recomienda unidad entre sociedad y autoridades para enfrentar la violencia e impunidad

CONADEH repudia delitos contra la vida:

Recomienda unidad entre sociedad y autoridades para enfrentar la violencia e impunidad

  • Más de un centenar de profesiones y oficios afectadas por la violencia delincuencial que “galopa sin freno” por todo el territorio nacional dejando luto, dolor y llanto en miles de familias hondureñas.

El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (CONADEH) expresó hoy su repudió por los hechos violentos contra la vida en el país y recomendó por mayor unidad entre sociedad y autoridades para hacerle frente a la violencia delincuencial que, en los últimos 52 meses (2020/ abril 2024), dejo alrededor de 15,000 personas muertas violentamente cuyos crímenes estarían impunes en más del 90% de los casos.

El Delegado Adjunto II del CONADEH, Ricardo López, declaró que lucha contra la delincuencia requiere de la colaboración de toda la sociedad, ya que la seguridad pública no solo es un problema que le compete a las autoridades.

Indicó que el CONADEH pugna por una política de seguridad que actúe sobre las causas de la criminalidad, privilegie la prevención e investigación del delito y posibilite la creación mejores condiciones de vida para la población.

Comentó que la realidad actual, en el país, está impregnada de violencia, por lo que es común ver riñas entre conductores que se van a los puños por cualquier cosa o de personas que ingeridas de bebidas alcohólicas se vuelven intolerantes y se enfrentan entre sí, causando lesiones o enlutando familias.

En su criterio, crímenes con saña, como el ocurrido recientemente en Olancho, donde le habrían sacado el corazón y otros órganos a una persona deben ser motivo de investigación por parte de las autoridades para determinar las causas que motivaron ese acto de violencia.

Sostuvo que, hacerle frente a la violencia no es una labor que le compete únicamente a las autoridades, “la población en general debe tener mayor conciencia de sus actuaciones, saber que al enfrentarnos los unos con los otros lo único que vamos a generar son lesiones, en las que unos pueden salir más afectados que otros”.

Recordó que el deber de las autoridades es investigar los hechos violentos y evitar la impunidad, que es un mal que no solo alienta al delito, sino que evita el conocimiento de las causas que lo motivan, obstaculizando políticas criminológicas más efectivas.

El “potro” de la violencia galopa sin freno por Honduras

Se estima que, entre el Año 2020 y abril del 2024 (52 meses), alrededor de 15,000 personas perdieron la vida violentamente en el país, es decir, un aproximado de 10 víctimas diarias, con un alto nivel de impunidad que supera el 90% de los casos.

En los últimos 16 meses (2013- abril 2024), más de un centenar de profesiones y oficios fueron afectados por la violencia delincuencial que “galopa sin freno” por todo el territorio nacional y que deja luto, dolor y llanto en miles de familias hondureñas.

Durante este periodo destacan como víctimas jornaleros, agricultores, comerciantes, amas de casa, taxistas, estudiantes, guardias de seguridad, policías, ganaderos, albañiles, conductores de mototaxi, trabajadores en buses, abogados y maestros de educación, entre otros.

El grupo etario más afectado, en estos 16 meses, son las personas con edades que oscilan entre los 20 y los 29 años con cerca de mil víctimas, seguidos por los que tienen entre 30 y 39 años con 950 y el grupo de edad de 40 y 49 años con, al menos, 630 víctimas.

Según el estado civil de las víctimas, las personas que más mueren violentamente son las que están solteras con alrededor de 1,400 casos, seguidos por los que tenían una relación de unión libre con cerca de 1,100 muertes bajo esa circunstancia.

Otro hecho que es motivo de preocupación es el uso y abuso de las armas de fuego, instrumento que está presente en casi el 73% de las muertes violentas en el país.

Scroll al inicio